Tips para crear tu huerto vertical en casa

Pocos materiales y entusiasmo ecológico son suficientes para transformar tu casa y mejorar tu dieta cosechando tus propios alimentos.

tiempodeactuar-es-1024x711

Instala fácilmente: utiliza recipientes semiprofundos, reutilizados y asegúralos creativamente a la pared. Un tip valioso es instalar tu huerto vertical contra un muro o estructura que vea hacia el sur, ya que ofrece períodos de sol más adecuados, aunque crecerán en cualquier ubicación si las cuidas bien.

Estilo verde o multicolor: seleccionar el tipo de plantas depende de tus gustos o de las estaciones; existen huertos más aromáticos y verdes; otros con hortalizas de temporada de rápido crecimiento como tomates, cebollas o apios; o huertos con frutas y verduras más variadas según el espacio.

Combinación de plantas: existen plantas que se desarrollan mejor cuando están juntas. Así, las de la misma familia como la berenjena, los tomates y el pimiento crecen fuertes; el ajo, el rábano, la cebolla y la lechuga se llevan muy bien, así como las zanahorias, el puerro, el perejil y las espinacas.

Selección del suelo: entre más oscura esté y posea restos orgánicos visibles, mejor es la calidad de la tierra que te servirá para facilitar el crecimiento y cuidados de tu huerto. Toma en cuenta que la profundidad de esta determina el tamaño final de crecimiento de tus plantas y la cantidad de riego.

Riego ideal: riega tu huerto una o dos veces por semana según la cantidad de tierra de tus macetas. Un riego frecuente propicia el desarrollo superficial de las raíces, mientras que uno irregular las obliga a buscar humedad en lo profundo. Una raíz bien desarrollada ofrecerá mejores y más nutrientes a toda la planta. Las verduras requieren más riego que las demás hortalizas.

Compost: aprovecha tus desechos orgánicos del día a día para crear una reserva de tierra abonada que te servirá para abonar y empezar un nuevo ciclo de siembra. Combina capas de tierra con elementos como hojas, tallos, cáscaras o cenizas. Evita las semillas, raíces o residuos cocidos de alimento.

¡Manos a la obra!

Logra una mejor calidad de vida con algo de espacio, esfuerzo y la satisfacción de ver crecer a estas hermosas compañeras que además ofrecen muchos beneficios para tu salud, te ayudan a ahorrar y te permiten hacer un modesto aporte al medio ambiente.

Fuentes: http://www.ecoagricultor.com/http://cultivasalud.com/
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s